jueves, 25 de junio de 2015

5 consejos prácticos para disfrutar de una conducción segura este verano
Con la llegada del verano aumentan de manera considerable los desplazamientos por carretera. Pero además del aumento del tráfico, existen otros factores como el calor, las ganas de llegar al destino o el volumen y cantidad de equipaje, que hacen que sea necesario poner una atención especial a la hora de planear el viaje y durante la conducción. Por ello, el portal de motor coches.net ha lanzado una serie de consejos para llegar a nuestro destino vacacional con la máxima seguridad y sin ningún contratiempo.

 
Antes de emprender el viaje, comprueba el estado del vehículo
La prevención es nuestra mejor arma para que el desplazamiento se realice con las mejores garantías. Por esto motivo es aconsejable revisar el vehículo antes de partir y comprobar el estado de la batería y los niveles de agua, aceite, el líquido de frenos o el líquido para el limpiaparabrisas; el estado de las escobilla del limpiaparabrisas; y revisar la presión y el desgaste de los neumáticos. Tampoco nos debemos olvidar de asegurarnos de que disponemos de los elementos obligatorios en caso de avería: chaleco reflectante, triángulos de señalización, gato, herramientas y fusibles de repuesto.

Conduce en perfecto estado
Igualmente importante es que el conductor se encuentre en perfectas condiciones para emprender un viaje, tanto si es largo como corto. Antes y durante el viaje, es conveniente ingerir una alimentación ligera, rica en proteínas y vitaminas, evitando las comidas grasas, con exceso de calorías o flatulentas. Asimismo, no se deben consumir alcohol ni drogas ya que disminuyen los reflejos y crean una sensación de euforia y falsa seguridad, incluso en los niveles más bajos.

En época estival, también es importante tener en cuenta las altas temperaturas. El calor afecta al conductor con la pérdida de concentración, y al propio coche ya que aumenta el riesgo de pinchazo o fallo mecánico. La mejor hora de salida es a primera hora de la mañana o pasado el atardecer, y conviene evitar conducir a mediodía.

Por último, conviene conducir con ropa cómoda y holgada y con el calzado adecuado. Las chancletas de playa o algún tipo de sandalias pueden deslizarse fácilmente del pie y provocar dificultades en el uso de los pedales.

Concentración y prevención al volante
Es importante sentarse al volante con actitud serena y sin tensiones. La conducción es una tarea que requiere un alto nivel de atención y cuanto mayor sea nuestra concentración mejor será la capacidad de respuesta del conductor ante un imprevisto o situación conflictiva.

Mirar el móvil, manipular el GPS o distraernos con los otros ocupantes del vehículo son situaciones que debemos evitar. En cambio, una correcta postura de conducción, descansar cada 2 horas o mantener una temperatura agradable dentro del coche ayudan a mantener la concentración y atención.

Pero además del factor humano, los nuevos sistemas de ayuda a la conducción (SAC) que ya incluyen muchos vehículos, también juegan un papel muy importante en la prevención de accidentes o mitigación de sus efectos. Entre estos sistemas podemos destacar los que miden la distancia de seguridad con el vehículo procedente y le ayudan a frenar; los que miden el nivel de atención del conductor según su forma de conducir y le avisan de que debe tomar un descanso; los que detectan vehículos cerca; o los que mantienen una velocidad de crucero y son capaces de frenar a fondo y preparar el habitáculo para una posible colisión.

Los niños siempre seguros
Si viajas con niños es imprescindible utilizar correctamente los sistemas de retención infantil. La seguridad no está garantizada si la silla no se elige, instala y utiliza correctamente. Cuando el viaje sea largo, distráeles con películas, lectura o juegos, para evitar que se pongan nerviosos y pueden alterar la tranquilidad del conductor. Busca también las horas de menos radiación solar – mañana o atardecer -, y haz paradas cada 2 horas para que puedan salir al aire libre.

Evita el exceso de equipaje
Todos los bultos tienen que ir bien colocados dentro del maletero del coche de manera que no se desplacen. Si no caben todos en el maletero se tiene que intentar que no quede ningún objeto suelto dentro del vehículo. Intentemos siempre que estén sujetos para evitar golpes y movimientos. En caso necesario se recomienda utilizar un baúl de techo, un elemento diseñado para afectar lo mínimo posible a la aerodinámica del vehículo. Es preferible no utilizar la baca del vehículo.
otras webs de Schibsted: fotocasa.es | infojobs.net | segundamano.es | motos.net | coches4x4.net | vehiculosindustriales.net | milanuncios.com | inmogeo.com | 20minutos.es
© 2014 Schibsted Classified Media Spain, S.L. › condiciones de uso · guía de seguridad · contacto · sitemap · política de cookies